Hace unos días recibí en casa una copia de prensa de “La Estrella Oscura”, una novela de fantasía épica que prometía una más que interesante y amena lectura. Así que comencé a leer el libro de Leonardo Ropero y cuando apenas llevaba dos docenas de páginas decidí que tenía que hablar con él… Ahora, con el libro ya acabado, lo que estoy deseando es leer más novelas de Leonardo… y volver a hablar con él sobre literatura.

Continuar leyendo en ViaNews.

This article has 3 comments

  1. Iván Avila Nieto Reply

    Saludos, Leonardo.
    En primer lugar felicitarte por tu novela “La Estrella Oscura”, que me ha parecido estupenda; sobre todo muy entretenida, de esas que te hacen recobrar el gusto por lo medieval. Llegó a mis manos por casualidad, y eso que trabajo en una librería directamente relacionadad con la editorial minotauro, y la verdad es que me ha sorprendido muy gratamente. Aún así, creo que hay algunas situaciones un poco precipitadas, encuentros un tanto forzados, cuando la novela podía haber sido más extensa y descriptiva, sobre todo en la interacción de los protagonistas, sin que por ello se hiciera más densa y pesada. Es como si al leerla, y sobre todo al terminarla, te quedaras con ganas de saber o haber sabido más sobre algún personaje secundario o un territorio en concreto. Aún así, me ha gustado muchisimo y me ha hecho pasar unas tardes épicas.
    Espero que sigas ahondando en este mundo que has creado, pues tiene, en mi opinión, mucho encanto y seguro que tienes ya más historias al respecto. Así pues, esperaré ansioso nuevas entregas.

    Sin más, un saludo.

    Iván Avila.

  2. Iván Avila Nieto Reply

    Por cierto, se me olvidada comentarte que he reconocido el castillo de Cornatel en la pagina web y me gustaría saber si te inspiró a la hora de describir Falia. Existen otras referencias en la novela a lugares de El Bierzo y León? Es sólo curiosidad. Gracias de nuevo.

  3. Leonardo Reply

    Muchísimas gracias, Iván, por tus amables comentarios y críticas. Celebro que la novela te haya gustado; ése es el mayor elogio que se le puede hacer a un escritor. Indudablemente tiene cosas mejorables, y de vuestras opiniones se aprende muchísimo. Cuando escribí esta novela -que es mi primera obra, lo que supongo también se notará- la ideé autoconclusiva, aunque reconozco que la historia da más de sí. De hecho, muchos de vosotros me animáis a que la continúe, lo que me llena de orgullo, y me incita a proseguirla. Quién sabe, ¡quizás me anime! aunque tengo un poco de miedo a estropearla…
    En cuanto a las localizaciones, veo que eres muy bueno con los detalles. En efecto, Falia es una idealización de Cornatel, pero no es el único lugar de la provincia de León que usé para inspirarme en los paisajes y detalles. De hecho, el valle de Mardiis existe, y se puede visitar: se trata del Valle del Marqués, y allí, a un tiro de piedra del pico Correcillas (el monte Corecius) puede visitarse… la cueva de la ninfa, que es en realidad una pequeña gruta que enlaza con la red de galerías que horadan la zona, y que tienen su máximo exponente en la Cueva de Valporquero. Si te fijas bien en los detalles, creo que también podrás reconocer el Castillo de Luna -o lo que queda de él- en el texto.
    Muchas gracias de nuevo por tus opiniones; es un privilegio poder contar con lectores como tú.
    Un abrazo,
    Leonardo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *